Esta Sociedad está enferma, y hay que Curarla

Managua,.21.marzo.2022
Arzob.
.Leopoldo.Brenes,.primado.de.Nicaragua

          Nuestra sociedad está enferma y hay que curarla, sobre todo por el aumento de los asesinatos a manos de familiares muy cercanos. Pues ¿cómo es posible que un hijo pueda asesinar a su mamá, a su papá, o a una hermana? Es lo que yo siento: que esta sociedad está enferma, y que tenemos que buscar la manera de curarla, y de ir cambiando esta cultura de destrucción y de muerte en una cultura de la vida. Pues estos crímenes son condenables.

          Estamos perdiendo los valores de la vida, el respeto social y el amor y cariño hacia la familia. Y muchas personas están empezando a priorizar los aspectos materiales de la vida a los aspectos más esenciales, buscando herencias que no van a gozar, o confiando en un dinero mal habido que no les llevará a ningún progreso.

          En este sentido, invito a todos a hacer un trabajo conjunto, entre la sociedad, las iglesias y los medios de comunicación. Un trabajo que vaya encaminado a hacer un fuerte bombardeo a los jóvenes y niños sobre los buenos valores, para evitar así la cultura de la muerte, de la destrucción y del odio, que se ha instalado en nuestro país.

          Así mismo, insto a los medios de comunicación a dejar de mostrar continuamente las escenas de violencia, pues eso también contribuye a crear una sociedad violenta, o a exaltar el ego del asesino, o a crear la moda de que no que se arrepienta de su delito. Desde el hogar, desde las escuelas y desde las iglesias se debe fomentar el respeto hacia las personas, para evitar que se sigan registrando estos casos de violencia.

          También hago una llamada directa a las familias, para que eduquen a los hijos en el respeto, en los valores y en el fomento de la comunicación. Os cuento lo que me ocurrió hace tiempo con un niño, y cómo ese niño me hizo ver de qué manera las acciones de los padres pueden influenciar las creencias de los hijos. Un día en catequesis estábamos hablando de la grandeza del Padre celestial, y entonces un niño dijo: "Si el Padre celestial es como mi papá, entonces yo no lo quiero". Averigüé qué había pasado con el papá de ese niño, y al parecer el padre había abandonado a sus hijos, tras haber agredido a su esposa.

          En una sociedad en la que el papá y la mamá tienen que trabajar, y queda poco tiempo para dedicar a los hijos, yo creo que los padres deben explotar ese poco tiempo libre que les queda, para dedicarlo a los hijos. Y así los sábados, por ejemplo, en vez de irse a un bar a pasar la tarde, yo pienso que sería más interesante almorzar con los hijos, y luego salir a dar una vueltecita, aunque sea para comerse un helado. Y el domingo, que la familia vaya al completo a la misa, o si pertenecen a otras confesiones religiosas vayan al servicio religioso de sus iglesias.

          Sobre la legalización del matrimonio civil entre personas del mismo sexo en Estados Unidos, se trata de un país muy particular, en el que la Iglesia Católica norteamericana tiene un gran reto por delante. En cuanto a Nicaragua, aquí está muy arraigado el matrimonio entre el varón y la mujer, y es muy valorado el objetivo de la procreación, así como la imagen materna y paterna.

          En el marco de celebración de la consagrada imagen de la Sangre de Cristo, he pensado traer su imagen a la catedral para su novenario, para que aquí sea venerada y se convierta en historia de salvación. Hago una llamada al pueblo católico de Nicaragua par a que entregue su fe a esta milagrosa imagen, que ha sido consagrada como protectora de la archidiócesis de Managua. Por esta presencia maravillosa del Señor entre nosotros, podremos nosotros mirarlo a él y sentir la alegría de su salvación.

.

  Act: 21/03/22         @primados de la iglesia            E D I T O R I A L    M E R C A B A     M U R C I A